Publicado: 5 de Noviembre de 2013 a las 09:30

El pozo de puesta a tierra es la solución para las tomas de tierra en terrenos rocosos. Dicho terreno tiene una alta resistencia y falta de humedad lo que dificulta la puesta a tierra eficiente y segura de instalaciones domésticas, industriales, vallados agricolas, etc.

Mediante una perforacion se alcanzan niveles en el subsuelo que permiten reducir la resistencia de la toma de tierra y cumplir con las normativas electricas que son normas de seguridad para nuestra protección.

Las tomas de tierra en terrenos con alta resistencia pueden ser un quebradero de cabeza y una hipoteca sobre el uso futuro del suelo. Además las soluciones actuales como abrir zanjas o pozos de gran diametro son costosas y taran nuestra finca.

Las perforaciones verticales ocupan poco espacio y pueden resolver su probelma.